/ domingo 25 de junio de 2023

Un viaje al pasado: los últimos salineros de Isla del Carmen

A través de pláticas en el Museo de las Misiones Jesuíticas, difunden la historia del municipio de Loreto y sus alrededores

La Paz, Baja California Sur. (OEM-Informex).- La salina en Isla del Carmen y el pequeño pueblo en el lugar aún vive en la memoria de los últimos salineros e integrantes de sus familias, quienes cuentan con gran emoción aquellos días felices de vida, en completa armonía con la naturaleza.

Durante el fin de semana teniendo como escenario el patio principal del Museo de las Misiones Jesuíticas en Loreto, se desarrolló el conversatorio y charla, denominada “Los últimos salineros de Isla del Carmen en Loreto, Baja California Sur”, resultando toda una experiencia el escuchar a este grupo de hombres y mujeres, quienes fueron de las últimas personas en habitar este lugar antes del cierre de operaciones de la salina 1984, quedando el sitio en el abandono.

Lee: Túneles en La Paz, ¿mito o realidad?

Dicho lugar vivió un gran auge de mediados del siglo XIX al siglo XX, por la inigualable pureza de la sal que se producía y que no requería de procesamiento para su consumo humano, realizando su aprovechamiento con procesos artesanales, lo que derivó en el establecimiento de un pequeño asentamiento humano, del cual dan testimonio.

Brindan amena charla, vivencias y anécdotas. Foto: Raúl Villalobos | El Sudcaliforniano

Las ruinas se componen de las casas de los obreros, cuartos de maquinaria, almacén, escuela, enfermería, tienda, entre otros edificios, destacando la pequeña capilla edificada en honor a la Virgen del Carmen, donde hasta la fecha cada año el 16 de julio, se celebran las actividades religiosas.

El grupo de adultos mayores y últimos salineros que participaron en la excelente charla, fueron Andrés Davis Manríquez, Andrés Lozano Gómez, Juan Antonio Telechea Romero, Francisco Higuera Romero, Vidal Fernández Aguiar, Fernando Romero Meza, Zenón Mayoral Murillo, Ángel Murillo Mayoral, María Alejandrina Romero, Manuel Romero Meza y Miguel Ángel Romero Lagos.

A través de los relatos, vivencias y anécdotas contadas por los panelistas transportaron a los presentes aquellos días cuando, en ese pequeño sitio ubicado al Noreste de Isla del Carmen, la cual cuenta con más de 15000 hectáreas de superficie, se desarrollaban sus vidas alrededor de lo que fue llamado el oro blanco.

La producción de esta sal de primerísima calidad era enviada a los mercados de Estados Unidos de Norteamérica y Japón, principalmente, a lo cual señalaron que arribaban los barcos y estos eran cargados a mano para después partir a su destino, descendientes de estos hombres y mujeres de recio carácter forjado en el trabajo diario del blanco resplandor de la sal, quienes estaban presentes se sumaron contando algunas anécdotas de sus primeros años de vida, pasados en la Isla del Carmen.

La actividad de aprovechamiento de la sal en Isla del Carmen, tenía un impacto muy importante en la economía de Loreto, ya que desde este puerto se suministraban una gran cantidad de productos que requería el pequeño pueblo para subsistir.

Así como muchos habitantes de este Pueblo Mágico, acudían de manera esporádica para trabajar ante la necesidad de más mano de obra para los llamados embarques, tras el cierre de las operaciones de la salina los habitantes del poblado migraron en su mayoría a Loreto, en busca del sustento de sus familias.

Andrés Davis Manríquez detalló en este sentido que tras el cierre de las operaciones quedaron solo 4 trabajadores, quienes se encargaban del mantenimiento y cuidado del lugar, quienes poco a poco fueron jubilados al cumplir con la edad necesaria para ello.

Suscríbete aquí a la edición digital de El Sudcaliforniano

Hoy en día en la que es la isla más grande del Parque Nacional Bahía de Loreto, se lleva a cabo un proyecto de reproducción del borrego cimarrón que habitó en el sitio, por lo que esto ha generado una actividad permanente en la zona, hasta donde llegan cazadores de diferentes partes del mundo para participar en expediciones de caza.

Al término de esta amena charla, el director del Museo de las Misiones Jesuíticas, Joaquín Muñoz, señaló que este es un proyecto que nace, en coordinación con las autoridades y sociedad organizada, teniendo como objetivo el difundir y dar a conocer la historia de Loreto, de boca de sus propios actores, manteniendo la identidad que caracteriza al loretano, por lo que se habrá de continuar con mas platicas por los propios ciudadanos.

La Paz, Baja California Sur. (OEM-Informex).- La salina en Isla del Carmen y el pequeño pueblo en el lugar aún vive en la memoria de los últimos salineros e integrantes de sus familias, quienes cuentan con gran emoción aquellos días felices de vida, en completa armonía con la naturaleza.

Durante el fin de semana teniendo como escenario el patio principal del Museo de las Misiones Jesuíticas en Loreto, se desarrolló el conversatorio y charla, denominada “Los últimos salineros de Isla del Carmen en Loreto, Baja California Sur”, resultando toda una experiencia el escuchar a este grupo de hombres y mujeres, quienes fueron de las últimas personas en habitar este lugar antes del cierre de operaciones de la salina 1984, quedando el sitio en el abandono.

Lee: Túneles en La Paz, ¿mito o realidad?

Dicho lugar vivió un gran auge de mediados del siglo XIX al siglo XX, por la inigualable pureza de la sal que se producía y que no requería de procesamiento para su consumo humano, realizando su aprovechamiento con procesos artesanales, lo que derivó en el establecimiento de un pequeño asentamiento humano, del cual dan testimonio.

Brindan amena charla, vivencias y anécdotas. Foto: Raúl Villalobos | El Sudcaliforniano

Las ruinas se componen de las casas de los obreros, cuartos de maquinaria, almacén, escuela, enfermería, tienda, entre otros edificios, destacando la pequeña capilla edificada en honor a la Virgen del Carmen, donde hasta la fecha cada año el 16 de julio, se celebran las actividades religiosas.

El grupo de adultos mayores y últimos salineros que participaron en la excelente charla, fueron Andrés Davis Manríquez, Andrés Lozano Gómez, Juan Antonio Telechea Romero, Francisco Higuera Romero, Vidal Fernández Aguiar, Fernando Romero Meza, Zenón Mayoral Murillo, Ángel Murillo Mayoral, María Alejandrina Romero, Manuel Romero Meza y Miguel Ángel Romero Lagos.

A través de los relatos, vivencias y anécdotas contadas por los panelistas transportaron a los presentes aquellos días cuando, en ese pequeño sitio ubicado al Noreste de Isla del Carmen, la cual cuenta con más de 15000 hectáreas de superficie, se desarrollaban sus vidas alrededor de lo que fue llamado el oro blanco.

La producción de esta sal de primerísima calidad era enviada a los mercados de Estados Unidos de Norteamérica y Japón, principalmente, a lo cual señalaron que arribaban los barcos y estos eran cargados a mano para después partir a su destino, descendientes de estos hombres y mujeres de recio carácter forjado en el trabajo diario del blanco resplandor de la sal, quienes estaban presentes se sumaron contando algunas anécdotas de sus primeros años de vida, pasados en la Isla del Carmen.

La actividad de aprovechamiento de la sal en Isla del Carmen, tenía un impacto muy importante en la economía de Loreto, ya que desde este puerto se suministraban una gran cantidad de productos que requería el pequeño pueblo para subsistir.

Así como muchos habitantes de este Pueblo Mágico, acudían de manera esporádica para trabajar ante la necesidad de más mano de obra para los llamados embarques, tras el cierre de las operaciones de la salina los habitantes del poblado migraron en su mayoría a Loreto, en busca del sustento de sus familias.

Andrés Davis Manríquez detalló en este sentido que tras el cierre de las operaciones quedaron solo 4 trabajadores, quienes se encargaban del mantenimiento y cuidado del lugar, quienes poco a poco fueron jubilados al cumplir con la edad necesaria para ello.

Suscríbete aquí a la edición digital de El Sudcaliforniano

Hoy en día en la que es la isla más grande del Parque Nacional Bahía de Loreto, se lleva a cabo un proyecto de reproducción del borrego cimarrón que habitó en el sitio, por lo que esto ha generado una actividad permanente en la zona, hasta donde llegan cazadores de diferentes partes del mundo para participar en expediciones de caza.

Al término de esta amena charla, el director del Museo de las Misiones Jesuíticas, Joaquín Muñoz, señaló que este es un proyecto que nace, en coordinación con las autoridades y sociedad organizada, teniendo como objetivo el difundir y dar a conocer la historia de Loreto, de boca de sus propios actores, manteniendo la identidad que caracteriza al loretano, por lo que se habrá de continuar con mas platicas por los propios ciudadanos.

Municipios

Empresa de residuos incumple con generación de energía en Los Cabos

Dorado Atardecer posee la concesión para la prestación de los servicios para la recepción, traslado, manejo y disposición final de los residuos sólidos

Círculos

Esto es lo que sabe del concierto de Gloria Trevi en La Paz

La cantante podría volver a pisar tierras paceñas después de mucho tiempo

Local

Proponen reformas para estandarizar polarizado en vehículos en BCS

Pérez Sánchez destacó que la actual ley interpreta de manera errónea y excesiva las disposiciones sobre polarizado

Local

"Vamos a respaldar la continuidad de la política portuaria": Víctor Castro

El Gobernador encabezó la primera reunión del Consejo de la Administración Portuaria Integral de Baja California Sur

Local

¿Regresarías al uso del cubrebocas? Esto dicen en La Paz

Algunos están dispuestos a protegerse y proteger, otros no. Aquí tenemos algunas opiniones

Municipios

¡Por fin! Tiburón urbano transitará en 2 rutas por La Paz

Se sumarán otras 15 unidades, el 10 de agosto podrás disfrutar del nuevo servicio de transporte público