/ jueves 12 de mayo de 2022

¿Quieres conocer las primeras ediciones de Sor Juana? Te decimos cómo

La Biblioteca Nacional exhibe joyas editoriales en sus visitas guiadas abiertas a partir del 14 de mayo

La obra titulada Dialectica resolutio cum textu Aristotelis, de fray Alonso de la Veracruz, uno de los primeros textos universitarios publicados en México para la Real Universidad; el título Aquí comienza un vocabulario en la lengua castellana y mexicana, compuesto por fray Alonso de Molina e impreso por Juan Pablos en 1555, y las primeras ediciones de dos obras de Sor Juana Inés de la Cruz del siglo XVI integran el acervo expuesto en la Biblioteca Nacional de México, en la UNAM, disponible para su visita.

Se trata de una serie de libros antiguos que podrán conocerse de primera mano a través de las visitas guiadas que ofrece el recinto universitario en un intento por convertir la Biblioteca en una sede del circuito cultural de Ciudad Universitaria.

Para ello a partir del 14 de mayo, la Biblioteca estará abierta y con servicio al público general los 365 días del año, incluyendo fines de semana y días festivos, con un programa cultural que incluye talleres, charlas, exhibiciones y visitas a los acervos más antiguos como el Fondo de origen y el de Obras raras y curiosas.

“Hoy se abren las puertas de esta biblioteca durante todo el año todo, todos días y es un motivo más de celebración en un país que requiere de la presencia de los libros y la cultura. Sin memoria no hay futuro y esta biblioteca es la que resguarda el más rico patrimonio documental, libros y revistas del país. La Biblioteca Nacional es historia patrimonial, pero también pública que da servicio a todos”, refirió Pablo Mora, coordinador de la Biblioteca, durante la presentación de las nuevas actividades.

Uno de los principales atractivos de la Biblioteca es el recorrido por la sala donde se encuentran los libros antiguos, primeras ediciones o facsimilares que dan cuenta del quehacer literario del México colonial. De la Colección mexicana, que abarca la producción impresa de 1554 a 1821, se tienen 80 archivos que incluyen obras reunidas por Benito Juárez, quien fundó el acervo en 1867 y el Centro Mexicano de Escritores; y se suma la colección de Libros raros y curiosos que destacan por ser piezas impresas con tipos móviles metálicos, entre 1450 y 1500.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Los libros de Sor Juana Inés de la Cruz exhibidos datan de mediados del siglo XVII y destacan por ser las ediciones originales lo que evidencia el lenguaje del México colonial y la lírica original, sin alteraciones, de quien profesó como monja en el Monasterio del Señor de San Gerónimo. Las piezas se muestran intactas como hace casi cinco siglos.

A estas ediciones incunables se suman otras como el Confesionario breve, en lengua mexicana y castellana, impreso en 1565 por Antonio de Espinosa, quien fue el segundo impresor de América; también el Decreto constitucional para la libertad de la América Mexicana, firmado en Apatzingán, el 22 de octubre de 1814, surgido de la Imprenta Nacional ese mismo año, y toda la Colección Lafragua, del escritor José María Lafragua, designado por el presidente Benito Juárez, en diciembre de 1867, primer director de la Biblioteca Nacional, recinto que hoy tiene un millón 365 mil 321 ejemplares de todas las épocas.



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST ⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

La obra titulada Dialectica resolutio cum textu Aristotelis, de fray Alonso de la Veracruz, uno de los primeros textos universitarios publicados en México para la Real Universidad; el título Aquí comienza un vocabulario en la lengua castellana y mexicana, compuesto por fray Alonso de Molina e impreso por Juan Pablos en 1555, y las primeras ediciones de dos obras de Sor Juana Inés de la Cruz del siglo XVI integran el acervo expuesto en la Biblioteca Nacional de México, en la UNAM, disponible para su visita.

Se trata de una serie de libros antiguos que podrán conocerse de primera mano a través de las visitas guiadas que ofrece el recinto universitario en un intento por convertir la Biblioteca en una sede del circuito cultural de Ciudad Universitaria.

Para ello a partir del 14 de mayo, la Biblioteca estará abierta y con servicio al público general los 365 días del año, incluyendo fines de semana y días festivos, con un programa cultural que incluye talleres, charlas, exhibiciones y visitas a los acervos más antiguos como el Fondo de origen y el de Obras raras y curiosas.

“Hoy se abren las puertas de esta biblioteca durante todo el año todo, todos días y es un motivo más de celebración en un país que requiere de la presencia de los libros y la cultura. Sin memoria no hay futuro y esta biblioteca es la que resguarda el más rico patrimonio documental, libros y revistas del país. La Biblioteca Nacional es historia patrimonial, pero también pública que da servicio a todos”, refirió Pablo Mora, coordinador de la Biblioteca, durante la presentación de las nuevas actividades.

Uno de los principales atractivos de la Biblioteca es el recorrido por la sala donde se encuentran los libros antiguos, primeras ediciones o facsimilares que dan cuenta del quehacer literario del México colonial. De la Colección mexicana, que abarca la producción impresa de 1554 a 1821, se tienen 80 archivos que incluyen obras reunidas por Benito Juárez, quien fundó el acervo en 1867 y el Centro Mexicano de Escritores; y se suma la colección de Libros raros y curiosos que destacan por ser piezas impresas con tipos móviles metálicos, entre 1450 y 1500.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Los libros de Sor Juana Inés de la Cruz exhibidos datan de mediados del siglo XVII y destacan por ser las ediciones originales lo que evidencia el lenguaje del México colonial y la lírica original, sin alteraciones, de quien profesó como monja en el Monasterio del Señor de San Gerónimo. Las piezas se muestran intactas como hace casi cinco siglos.

A estas ediciones incunables se suman otras como el Confesionario breve, en lengua mexicana y castellana, impreso en 1565 por Antonio de Espinosa, quien fue el segundo impresor de América; también el Decreto constitucional para la libertad de la América Mexicana, firmado en Apatzingán, el 22 de octubre de 1814, surgido de la Imprenta Nacional ese mismo año, y toda la Colección Lafragua, del escritor José María Lafragua, designado por el presidente Benito Juárez, en diciembre de 1867, primer director de la Biblioteca Nacional, recinto que hoy tiene un millón 365 mil 321 ejemplares de todas las épocas.



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST ⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

Municipios

Servicios Públicos realiza limpieza emergente en malecón de La Paz

Las actividades de limpieza tras las lluvias, continuarán durante esta semana en diversos puntos de la ciudad

Municipios

Sí habrá Carnaval 2023 en La Paz

El Ayuntamiento se encuentra planeando y organizando la reactivación de las fiestas

Mundo

Jueza bloquea prohibición casi total del aborto en Wyoming

Se considera que la prohibición va demasiado lejos al incluir únicamente excepciones en casos de violaciones, incesto y emergencias médicas

Política

INE aprueba presupuesto de 6 mmdp para partidos en 2023

El financiamiento fue aprobado de manera unánime por los 11 consejeros del INE

Sociedad

Suicidio, la segunda causa de muerte en jóvenes mexicanos de 14 a 29 años: ONG

México se ubica en el lugar 34 entre los países de la OCDE con mayor tasa de suicidio por cada 100 mil personas

Sociedad

En Feria Nacional del Empleo para Jóvenes se ofertan vacantes con salarios de 60 mil pesos mensuales

Se estima que 35 mil jóvenes pueden aplicar; las mejor pagadas son para líder de gestión de talentos con 45 mil pesos y coordinador de medios con 30 mil pesos mensuales

Finanzas

Moody’s sube a ‘estable’ calificación de bancos en México

Según Moody’s, los 50 bancos que operan en el país tienen carteras crediticias bien diversificadas

Local

SEP rehabilita escuelas de nivel básico durante vacaciones

Se construyeron aulas en una escuela, mientras que en otra, rampas de acceso y sanitarios para personas con discapacidad