/ martes 6 de agosto de 2019

El rescate de PEMEX

El Plan, además de insuficiente en la inyección de recursos, conlleva un riesgo de presiones en las finanzas públicas, el sindicato continuará controlando la operación.

La Coparmex considera insuficiente el “Plan de negocios 2019-2024 de Petróleos Mexicanos (PEMEX)”, en principio, el rescate de la paraestatal lo basa el gobierno federal fundamentalmente en tres acciones, que son:

La primera que mencionaré, la más factible: “Plan de reducción de impuestos”, que consiste en un recorte de la Tasa del Derecho por Unidad Compartida (DUC), que es como el gobierno tradicionalmente ha explotado a la empresa paraestatal; la reducción de la DUC en 2 años pasaría del 65% al 54%, esto significaría que en ese lapso, Pemex deja de pagar impuestos por 128 mil millones de pesos (alrededor de 6,740 millones de dólares). Lo cual, si bien es justo y bueno para la empresa, también es cierto que estos mismos montos no se reflejarán en los presupuestos, la solución a esto es que la SHCP incremente su base gravable (más contribuyentes) para compensar, o como bien se dice, con un ejercicio honesto y combatiendo la corrupción. Tradúzcase “ejercicio honesto” en la disminución del gasto, sobre todo en difusión y promoción, y otros.

La segunda: “Plan de rescate de Pemex”, prevé además aportaciones directas del gobierno federal por 7,400 millones de dólares a lo largo de 3 años, con esto ya vamos en 14,400 millones de dólares; esto también es bueno, pero lo malo es que no dicen cómo y en qué, y los analistas económicos de la materia lo ven insuficiente dadas las condiciones en las que se encuentra la empresa, sobre todo en el aspecto de la DEUDA, la cual asciende a 106.5 billones de dólares (es la empresa petrolera más endeudada del mundo) y estos analistas consideran que se le deben inyectar recursos en el rango de los 10.5 a los 14 billones de dólares por año, si se pretende abonarle a la deuda.

La tercera: El plan de rescate es muy optimista, pues pretende alcanzar una producción de 2 millones 697 mil barriles diarios, mediante la explotación de 22 nuevos desarrollos, algo que nunca ha ocurrido, habrá que hacer historia para recordar que en 1980-1981, México alcanzó una producción ligeramente superior a los 4 millones de barriles, ya para el 2004, gracias al yacimiento de “Cantarell”, llegó a su pico de 2.2 millones de barriles diarios. Posteriormente, la declinación de Cantarell fue cubierta por el yacimiento de Ocampo de Ku-Maalob-Zaap, el cual llegó a un pico de 850 mil barriles hace algunos años.

En síntesis, la producción del crudo en México en los últimos 7 a 8 años ha venido a menos. Según recuerdo, si mi memoria no me falla, para 2011-2012 estábamos en 2 millones de barriles, ya para 2014 aumentó a 2.43 millones y actualmente rondamos entre 1.6 y 1.7 millones.

¿Qué consideramos en Coparmex?

Que la limitante en la estrategia para incrementar la producción, es que ni se ve la mano de la SHCP, ni la inversión privada, que es la clave, no sólo en lo económico, también en lo tecnológico y en la experiencia; además, se requiere el incremento de las “reservas probadas”.

El Plan, además de insuficiente en la inyección de recursos, conlleva un riesgo de presiones en las finanzas públicas, y además no incluye un plan de reducción de gastos de operación de Pemex. En síntesis, el sindicato continuará controlando la operación.

La Refinería de Dos Bocas, de la cual no se define su capacidad, pero estimamos que pretenda procesar 340 millones de barriles diarios. El IMCO (Instituto Mexicano para la Competitividad) que dirige Manuel Molano, él mismo ha expresado que las expectativas de éxito de Dos Bocas como negocio, se reduce sólo al (miserable) 2% con un alto costo de 7.6 billones de dólares, que serían mejor emplearlos en rehabilitar la capacidad de las ya existentes. He hablado únicamente del crudo, pero el gas natural es otro capítulo también muy importante.

En síntesis, para Coparmex, el gobierno debe reevaluar las decisiones poco acertadas que ha adoptado para revertir la desaceleración económica.

Presidente de la Coparmex en BCS

Facebook: @MiguelAngelOchoaRascon

El Plan, además de insuficiente en la inyección de recursos, conlleva un riesgo de presiones en las finanzas públicas, el sindicato continuará controlando la operación.

La Coparmex considera insuficiente el “Plan de negocios 2019-2024 de Petróleos Mexicanos (PEMEX)”, en principio, el rescate de la paraestatal lo basa el gobierno federal fundamentalmente en tres acciones, que son:

La primera que mencionaré, la más factible: “Plan de reducción de impuestos”, que consiste en un recorte de la Tasa del Derecho por Unidad Compartida (DUC), que es como el gobierno tradicionalmente ha explotado a la empresa paraestatal; la reducción de la DUC en 2 años pasaría del 65% al 54%, esto significaría que en ese lapso, Pemex deja de pagar impuestos por 128 mil millones de pesos (alrededor de 6,740 millones de dólares). Lo cual, si bien es justo y bueno para la empresa, también es cierto que estos mismos montos no se reflejarán en los presupuestos, la solución a esto es que la SHCP incremente su base gravable (más contribuyentes) para compensar, o como bien se dice, con un ejercicio honesto y combatiendo la corrupción. Tradúzcase “ejercicio honesto” en la disminución del gasto, sobre todo en difusión y promoción, y otros.

La segunda: “Plan de rescate de Pemex”, prevé además aportaciones directas del gobierno federal por 7,400 millones de dólares a lo largo de 3 años, con esto ya vamos en 14,400 millones de dólares; esto también es bueno, pero lo malo es que no dicen cómo y en qué, y los analistas económicos de la materia lo ven insuficiente dadas las condiciones en las que se encuentra la empresa, sobre todo en el aspecto de la DEUDA, la cual asciende a 106.5 billones de dólares (es la empresa petrolera más endeudada del mundo) y estos analistas consideran que se le deben inyectar recursos en el rango de los 10.5 a los 14 billones de dólares por año, si se pretende abonarle a la deuda.

La tercera: El plan de rescate es muy optimista, pues pretende alcanzar una producción de 2 millones 697 mil barriles diarios, mediante la explotación de 22 nuevos desarrollos, algo que nunca ha ocurrido, habrá que hacer historia para recordar que en 1980-1981, México alcanzó una producción ligeramente superior a los 4 millones de barriles, ya para el 2004, gracias al yacimiento de “Cantarell”, llegó a su pico de 2.2 millones de barriles diarios. Posteriormente, la declinación de Cantarell fue cubierta por el yacimiento de Ocampo de Ku-Maalob-Zaap, el cual llegó a un pico de 850 mil barriles hace algunos años.

En síntesis, la producción del crudo en México en los últimos 7 a 8 años ha venido a menos. Según recuerdo, si mi memoria no me falla, para 2011-2012 estábamos en 2 millones de barriles, ya para 2014 aumentó a 2.43 millones y actualmente rondamos entre 1.6 y 1.7 millones.

¿Qué consideramos en Coparmex?

Que la limitante en la estrategia para incrementar la producción, es que ni se ve la mano de la SHCP, ni la inversión privada, que es la clave, no sólo en lo económico, también en lo tecnológico y en la experiencia; además, se requiere el incremento de las “reservas probadas”.

El Plan, además de insuficiente en la inyección de recursos, conlleva un riesgo de presiones en las finanzas públicas, y además no incluye un plan de reducción de gastos de operación de Pemex. En síntesis, el sindicato continuará controlando la operación.

La Refinería de Dos Bocas, de la cual no se define su capacidad, pero estimamos que pretenda procesar 340 millones de barriles diarios. El IMCO (Instituto Mexicano para la Competitividad) que dirige Manuel Molano, él mismo ha expresado que las expectativas de éxito de Dos Bocas como negocio, se reduce sólo al (miserable) 2% con un alto costo de 7.6 billones de dólares, que serían mejor emplearlos en rehabilitar la capacidad de las ya existentes. He hablado únicamente del crudo, pero el gas natural es otro capítulo también muy importante.

En síntesis, para Coparmex, el gobierno debe reevaluar las decisiones poco acertadas que ha adoptado para revertir la desaceleración económica.

Presidente de la Coparmex en BCS

Facebook: @MiguelAngelOchoaRascon

martes 06 de agosto de 2019

El rescate de PEMEX